Simplemente – El Tri

por Gabriel Martin ~ April 14th, 2010. Archivado en: mejores discos mexicanos.

Comrock [1984]
rock - blues
No. 66

Tras abandonar la agrupación Three Souls In My Mind, Alejandro Lora se enroló en una larga batalla legal relacionada con los derechos del nombre de la banda, que por cierto pertenecian al baterista Carlos Huaptvogel, este pleito obligó a Lora a dejar atrás la marca que lo había construido por muchos años. No pasó mucho tiempo para que este incidente fuera rebasado con creces. Alex Lora reagrupó un conjunto de musicos muy competentes y en un acto de gran tino decidió llamarlo simplemente El Tri, de manera que la gente lo seguía reconociendo con el diminutivo del nombre del grupo original y al mismo tiempo se deslindaba de cualquier asunto juridico. Al fínal quedó claro que el nombre no era lo más importante, ya que saltó al fin al gran éxito masivo y su carrera despuntó hasta lo que es ahora.

Lora se juntó con Sergio Mancera “El Condor” en la guitarra, Arturo Labastida “El Papayo” en el saxofón y Mariano Soto en la batería, consiguiendo un sonido potente y concretando algunas de las canciones más representativas de toda la historia del Tri, como “Sópleme Usted Primero”, “Agua Mi Niño (la curva)”, la histórica “San Juanico”, “Violencia, Drogas y Sexo”, compuesta en colaboración con Guillermo Briseño. Además de incluye una versión de la canción de Rockdrigo Gonzáles “Metro Balderas” mucho más accesible que la original, causó mucha polémica el hecho de que en los créditos aparece como un tema de Rockdrigo y Lora. Y como cereza del pastel, el que se convertiría en el indiscutible himno del Tri, la inmortal “Triste Canción”.

El álbum fue editado por la compañía independiente Comrock, (que más tarde compraría WEA, deshaciéndose de todos los grupos que tenía firmados exceptuando al El Tri) este disco fue producido por Ricardo Ochoa, quien además de ser dueño de la disquera, era el lider musical de Kenny y Los Electricos, esposo de Kenny, exintegrante del mítico grupo Peace & Love y responsable de la clásica frase “Chingue a su madre el que no cante”, que hizo que se cancelaran las transmisiones de radio y TV, de paso satanizó al evento entero y al rock nacional por varios años. La calidad musical del disco era indiscutible dentro de la media que tenía el rock mexicano y muy superior al estandar que había manejado el Three Souls. _________________________________________________________________

Adicto a el Rock n’ Roll

Audio clip: Adobe Flash Player (version 9 or above) is required to play this audio clip. Download the latest version here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Deja un comentario